Desde el Lago de San Mauricio al Portarró de Espot

El sendero sale por la derecha del lago de San Mauricio, (altitud 1.900 metros) los...

El sendero sale por la derecha del lago de San Mauricio, (altitud 1.900 metros) los primeros metros por la pista forestal e inmediatamente hay una indicación a la izquierda del refugio d’Amitges, Estany de Ratera y cascada de Ratera por la senda. Se puede subir por la pista pero no es nuestro objetivo. Tomamos la senda que inicia la ascensión desde el primer momento, la subida es fuerte. El sendero asciende entre bosque de pinos y abetos, denso, tanto que dejamos de ver el lago en las primeras rampas.

En unos 20 minutos alcanzamos la cascada de Ratera, ancha de unos 20 metros el salto que continúa por un tormentoso descenso entre rocas cubierta de musgo. Aún a unos cuantos metros de la cascada el agua finamente pulverizada empapa árboles y rocas a su alrededor. Continúa la ascensión, unos 10′ después la senda se une a la pista y no hay opción a elegir. Después de 10′ minutos más llegamos al Estany de Ratera, (altitud 2.120 metros) nos queda a la derecha. Continuamos por la pista, al poco llegamos a un cruce, la señal indica a la derecha a Amitges y a la izquierda Portarró de Espot y vuelta al Lago. Seguimos por la izquierda, una pista más estrecha que la anterior y se reduce considerablemente la rampa.
Se acaba la pista que continúa como sendero. Una bifurcación nos lleva a la derecha al mirador de San Mauricio y por la izquierda hacia al Portarró y vuelta al lago. Tomamos a la izquierda, el sendero continúa bajando, una pendiente pronunciada y corta. La vista del Lago es magnífica. Se acaba el bosque denso, atravesando una pedrera durante unos 200 metros. El sendero se ha tornado llano, describe una amplia curva. Al otro lado de la ladera encontramos la última bifurcación. A la izquierda comienza una bajada que nos llevaría a la presa del Lago de San Mauricio. Este será el sendero de regreso. Desde el cruce tomamos la senda de la derecha que retoma la subida. El sendero describe algunas lazadas por la ladera noreste hasta alcanzar un llano, al principio hay unos tablones de madera que salvan los remansos de agua. Atravesamos el pequeño valle, ha desaparecido todo vestigio de arbolado, sólo hierbas y matorral, al fondo las paredes se hacen más verticales culminadas por grandes losas de roca de color verdoso.
Al fondo del pequeño valle se retoma la ascensión, ya será la última. El camino sube zigzagueante ganando altura al final un tramo recto en rampa constante. Se divisa el collado del Portarró, no engaña es el que vemos. (altitud 2.420 metros) A la izquierda un sendero indica al Mirador de Espot unos 15′ y sesenta metros de desnivel, merece la pena seguirlo, la vista del lago es magnífica, también las agujas dels Encantats y todo el valle del río Escrita que llega hasta Espot. Si desde el último cruce seguimos recto el sendero nos conduce a Aigüestortes, avanzando un poco tendremos una bella vista el valle y del Estany Llong.
Para regresar podemos bajar hasta el cruce que está señalado como “vuelta al lago”  (altitud 2.180 metros). Comienza un descenso casi constante por la ladera sur del lago que nos lleva hasta la presa del lago. Un cruce bifurca el sendero hacia el refugio E. Mallafre o San Mauricio por la Presa. Tomamos este último. No se puede caminar por la culminación de la presa, una valla lo impide, en su lugar hay un sendero que desciende unos metros hasta un puente de madera para ascender después de cruzar el río Escrita y llevarnos al punto de partida. El regreso por este sendero acorta mucho camino respecto al que empleamos en el ascenso.